martes, 18 de abril de 2017

Diacciónario poético: H


de habitación

pétalo de la ciudad, grano de arena, calle adormecida bajo la geometría dulce de las manos compartidas.

Habitación, animal sagrado, sedentario, pelaje conocido y caliente, sin embargo.

Una cama, un deletreo de ropa y muebles, caminos enredados como los cables del amor de los auriculares. La esperanza bajo las sábanas. El temblor. El mercurio de la fiebre de la ciudad no traspasa el color blanco del colchón, trozo de cielo real.

Y qué pena las <<habitaciones>> de hotel, busquemos otro nombre:

Apeaderos, descansadores, boca atrapada en un cristal.

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario